¡Gracias por estar aquí!

¬ŅC√≥mo encontrar buenos socios para proyectos europeos y c√≥mo evitar los malos socios?. Te ayudamos a distinguir el trigo de la paja para asegurar la calidad y √©xito de tu proyecto europeo.

Te damos 10 trucos para conseguir tu objetivo de llevar a buen puerto tu proyecto. No s√≥lo es importante redactar un buen proyecto, sino tambi√©n rodearse de los mejores socios para que eval√ļen favorablemente tu candidatura.

#1 РEncontrar socios para proyectos europeos en el lugar correcto 

Hay muchas bases de datos de proyectos europeos. En el curso “Gesti√≥n y redacci√≥n de proyectos europeos” listamos las mejores bases de datos para tu proyecto. Lo mejor es usar las que est√©n financiadas directamente por la Comisi√≥n Europea. En algunas ocasiones, es la misma Comisi√≥n Europea la impulsora de estas redes europeas de informaci√≥n, tanto p√ļblicas como privadas. De alguna manera, el contenido y las ofertas de b√ļsqueda de socios que venga ah√≠ recogida, tiene un previo filtro por parte de un equipo editorial.¬†
 

#2 – Redactar un abstract o resumen de tu proyecto

Es un paso fundamental si quieres tener √©xito: redactar un “abstract” para lograr plasmar tu idea en unas cuantas p√°ginas con la identificaci√≥n de tu entidad, los objetivos, el resumen del proyecto, los requisitos que deben tener los potenciales socios, la fecha l√≠mite de recepci√≥n de manifestaciones de inter√©s, etc… Incluso aqu√≠ puedes poner un enlace para el registro online de socios de un formulario que vayas a crear para tener la info mejor almacenada y de f√°cil acceso.

Recibe gratis noticias sobre proyectos europeos
Al suscribirte aceptas recibir nuestras comunicaciones comerciales y nuestro Aviso Legal Podrás cancelar tu suscripción en todo momento.

#3 – Filtrar socios para proyectos europeos

Sin embargo, no pienses que todas las ofertas que encontramos en esas bases de datos son de buenos socios. Necesitas filtrar mucho y seleccionar a los socios correctos, dependiendo de cuáles sean nuestros objetivos con el proyecto y la tipología de socio que necesitemos.

Entonces, ¬Ņc√≥mo filtrar esos socios?. Debe ser tu proyecto quien responda qu√© socios, tipolog√≠a y procedencia debes encontrar.¬†

Un primer paso que pueda parecer obvio es asegurarse que estén acreditados o registrados para el programa europeo en el que quieras concursar. Por ejemplo, en este post, te hablamos de la acreditación Erasmus y cómo conseguirla con un webinar gratis.

#4 – Pregunta a anteriores socios de proyectos

Si ya tienes experiencia en proyectos europeos con otros socios fiables, cuenta con ellos en tu nueva aventura. Pero el consorcio de socios no tiene por qué repetirse exactamente, enriquece al grupo con nuevas incorporaciones con socios que complementen a los demás. 

Ya sabes cómo funciona: mejor buscar los aspectos complementarios de cada socio y lo que le falta a uno, lo aporta el otro.

#5 РAcude a jornadas de difusión

Las Agencias Nacionales organizan jornadas de difusi√≥n todos los a√Īos y seminarios de contacto entre socios (“contact making seminars”).

Pero los seminarios y jornadas que te interesan no son las jornadas a nivel nacional, donde lo que te vas a encontrar son s√≥lo entidades espa√Īolas, sino los cursos internacionales donde est√© asegurada la presencia de socios de otros pa√≠ses.

#6 – Mira sus referencias en internet

Cuando encuentras un socio del que no has oído hablar antes, es recomendable peinar un poco por internet para ver qué referencias encuentras de ellos.
Cuando decimos referencias, nos referimos a las legales (CIF, estatutos, direcci√≥n legal, cifras de negocio, etc…) que encontremos tanto en su web como en otras p√°ginas.¬†
Pero tambi√©n no descartes ver qu√© opiniones tienen de ellos en Google Opiniones, en Facebook, etc…¬†

#7 РApóyate en una red europea de información o en la Agencia Nacional

No todas las redes europeas van a servirte, as√≠ como no todas las Agencias Nacionales tienen medios ni plataformas para difundir tu proyecto. Creemos que es la √ļltima de las opciones, quiz√°s ya a la “desesperada” si todos tus intentos caen en saco roto.
 

#8 – Pon “deberes” a tu socio

Es un truco muy antiguo y una precaución para ahorrarte disgustos con malos socios. Cuando buscas activamente socios para proyectos europeos, te van a salir muchas manifestaciones de interés. Pero no todas valen, ni mucho menos.

Lo mejor es que, para que sean elegibles para tu proyecto, les mandes “deberes”. Es decir,que te entreguen en tiempo y forma alguna tarea que les mandes. Tampoco se trata de ser excesivo con esos “deberes”, pero por ejemplo, podr√≠as pedirles que te redactaran algunas partes del proyecto en el que su papel es fundamental. Tambi√©n tiene que quedar claro c√≥mo y por qu√© quieren participar en tu proyecto.¬†

Si s√≥lamente se limitan a mandarte su OID, desconf√≠a. Si tardan m√°s de lo debido o directamente ni te entregan esos “deberes” desc√°rtalos. Piensa qu√© pasar√° si el proyecto est√° aprobado, hay una fecha l√≠mite y ellos se retrasan en entregarte alguna tarea.

#9 РCuidado con los socios de determinados países

Que nadie se ofenda. No queremos caer en t√≥picos ni en lugares comunes. Pero despu√©s de todos estos a√Īos, tenemos ya unos pa√≠ses donde vamos siempre con el freno de mano puesto.
Son países donde hemos tenido problemas muy similares con varios socios de ese mismo país. A veces también es un modo de trabajar diferente y una cultura distinta lo que hace que surjan los choques.
No nos gusta generalizar, pero nuestra experiencia nos dice de tener cuidado con los socios de Ruman√≠a, Bulgaria, Grecia y Turqu√≠a. Nos hemos encontrado ya muchos casos repetidos de “entidades fantasma” que desaparecen de la noche a la ma√Īana y nunca m√°s sabemos nada, dejando tirados a los participantes, a nosotros y con un desfalco de dinero de por medio.
As√≠ que, mucho ojo. Por supuesto, seguimos trabajando con entidades de esos pa√≠ses, pero hemos reducido a unas pocas colaboraciones con entidades a las que ya conocemos desde hace a√Īos, desconfiando de las nuevas que nos contactan.

#10 РSé transparente

No hay cosa mejor que tener todo claro desde el principio. Tanto como socio de un proyecto de otra entidad, pero también como coordinador que lideramos nuestro propio proyecto.
Despu√©s de muchos a√Īos gestionando proyectos europeos, no hay mejor consejo que el de la transparencia. En especial cuando se trata del reparto de la subvenci√≥n. Las cuentas deben ser claras, los acuerdos cristalinos, el reparto de la subvenci√≥n comunicado y los derechos y obligaciones de todas las partes establecido.¬†
As√≠, conseguiremos s√≥lo atraer a socios de prestigio y evitar las malas compa√Ī√≠as de socios que van a causarte problemas y dolores de cabeza.
Holler Box